Racing Letters | Natural Language Institute

Cómo Dominar un Idioma para Toda la Vida

BLOG

Racing Letters

El increíble juego de escritura en lenguas extranjeras

By Victor - 15/jun/2021 #Lenguas y Educación

La escritura es una destreza clave en el proceso de adquisición de idiomas[1], y el hecho de que un hablante nativo bien formado corrija tus escritos te proporcionará una retroalimentación inestimable y te ayudará a mejorar tu dominio rápidamente[2].

Pero, ¿qué haces con tus redacciones corregidas?

Releer las correcciones una o dos veces es bueno, pero no es suficiente para incorporarlas a la memoria implícita a largo plazo.

¿Cómo hacer que las versiones mejoradas en ortografía, gramática y vocabulario apropiado formen parte permanente y automática de tu repertorio lingüístico sin el tedio de tener que releer el mismo texto docenas de veces?[3]

He trabajado con mis colegas del Natural Language Institute para desarrollar la solución perfecta: Racing Letters, un juego que aprovecha las correcciones de tus propias redacciones como combustible para potenciar tu dominio de la lengua extranjera mientras te diviertes. Racing Letters es el epítome de un método de aprendizaje de idiomas personalizado y eficiente.

En Racing Letters tendrás que esforzarte por reescribir las partes de tus redacciones corregidas por tu profesor.

El proceso de revisar repetidamente estas correcciones y tener que reproducirlas rápidamente te llevará a internalizar y automatizar el conocimiento inherente a la retroalimentación de tu profesor, al mismo tiempo que las fijas en tu memoria a largo plazo.

Juegas contra la computadora, y si no escribes el texto correcto de manera rápida y precisa, la computadora teclea las letras –de ahí el nombre del juego. Por cada letra que escribes correctamente, obtienes un punto, mientras que cada vez que la computadora es más rápida que tú, ella lo recibe. Tienes que conseguir más puntos que la computadora para ganar el juego (y disfrutar de los fuegos artificiales).

Hay cinco niveles, lo que proporciona un desafío creciente mientras recorres tus redacciones y dominas progresivamente todas las versiones correctas de tus textos. Si logras superar los niveles 4 y 5, puedes estar seguro de que has asimilado e incorporado completamente las respectivas mejoras de vocabulario, gramática, ortografía y estilo[4].

Si ya has enviado tu redacción en inglés, español, francés o portugués para que la corrija uno de nuestros profesores, accede a tu cuenta para probar Racing Letters. Si aún no lo has hecho, aprovecha nuestra oferta de una corrección gratuita hoy mismo. Y si eres estudiante o profesor con redacciones corregidas que te gustaría utilizar con Racing Letters, ponte en contacto con nosotros para hacer los arreglos necesarios.

[1] John Bitchener y Neomy Starch, en Written Corrective Feedback for L2 Development, sostienen que las ventajas de las correcciones por escrito, en comparación con las orales, radican en su permanencia -lo que significa que los alumnos pueden recurrir a ellas repetidamente en forma continua a lo largo del tiempo- y en el hecho de que permiten disponer de tiempo adicional para ya que al acceder a la memoria a largo plazo, es posible y, por tanto, aprovechar el conocimiento explícito en el proceso de producción lingüística (Bitchener, John y Neomy Starch. Escrito Corrective Feedback for L2 Development. Bristol; Buffalo: Multilingual Matters, 2016).

Las mismas ventajas son válidas para la escritura en general, como expuse en esta publicación sobre la importancia de la escritura. Me explayé más sobre cómo el proceso de escritura convierte el conocimiento pasivo en conocimiento activo o productivo. En la misma línea, Bitchener y Starch abordan el proceso por el que el conocimiento explícito (reglas y patrones aprendidos) se convierte en conocimiento implícito (automático o espontáneo).

 

[2] En 1996, John Truscott cuestionó el valor de la retroalimentación correctiva escrita en la enseñanza de idiomas y abogó por el abandono de esta práctica, abriendo un debate académico que persiste hasta hoy, en el que varios críticos han aportado refutaciones teóricas y empíricas a la tesis de Truscott (véase Ferris, D. R. The "grammar correction" debate in L2 writing: Journal of Second Language Writing, 13, 49 - 62).

Mi experiencia de toda la vida como estudiante y profesor de idiomas me ha proporcionado amplias pruebas empíricas del valor pedagógico de la retroalimentación correctiva, tanto oral como escrita, pero también de la importancia de revisar estas correcciones repetidamente, como menciono a continuación.

 

[3] Gran parte del debate en torno a la retroalimentación correctiva escrita (RC) suponen un "episodio único de RC escrita" (Bitchener & Starch, 2016, p. 6). De hecho, si los estudiantes verifican las correcciones en una redacción tan sólo una vez, esto tendrá un impacto limitado en los resultados del aprendizaje que sería difícil de medir a través de estudios empíricos.

Racing Letters aborda precisamente esta limitación. Al motivar a los estudiantes no sólo a repasar las correcciones muchas veces, sino incluso a reescribir los pasajes destacados repetidamente, el aprendizaje explícito se vuelve implícito o automático, al mismo tiempo que se fijan las formas correctas en la memoria a largo plazo de forma tal que resultan fácilmente recuperables.  

 

[4] La literatura ha clasificado la retroalimentación correctiva (RC) escrita en tres tipos: (1) RC escrita directa, en la que el docente sustituye la forma incorrecta o menos deseable con la corrección, proporcionando así información inmediata al estudiante; (2) RC indirecta escrita, donde el docente indica los errores, pero no proporciona la forma correcta, dejando que el alumno formule la corrección; y (3) RC metalingüístico, que proporciona una explicación sobre el motivo de la corrección o la regla asociada con el error (Ellis, Rod. (2009). “Corrective Feedback and Teacher Development”. L2 Journal. 1. 3-18. 10.5070/L2.V1I1.9054).

Cabe destacar que Racing Letters combina los dos primeros -RC escrita directa y RC escrita indirecta- porque cada "juego" se basa en una redacción con correcciones explícitas o directas, que están disponibles para que el alumno las revise antes y después de jugar, pero el juego en sí utiliza un tipo de RC escrita indirecta, porque los segmentos corregidos se sustituyen por líneas en blanco que el alumno debe rellenar de memoria o razonando. Una futura versión de Racing Leters incluirá también el tercer tipo, la RC escrita metalingüística, incorporando temas y explicaciones gramaticales y definiciones de palabras, como ya hacen nuestros otros juegos (por ejemplo, Crosswords y Grammar Rush).


See other blog posts

Logo Whatsapp